Páginas vistas en total

martes, 11 de enero de 2011

RECHAZA MANFRED INCULPACION DE EVO

El candidato presidencial Manfred Reyes Villa advirtió, este martes, que la amenaza de represalias contra el "manfredismo", vertida en Cochabamba por el ministro de Obras Públicas, Walter Delgadillo, horas antes de la abrogación del "gasolinazo", se plasmará en un recrudecimiento de la judicialización. Denunció que diputados del MAS presionan a jueces cochabambinos para lograr que en los próximos días se emita la primera sentencia condenatoria en su contra.

Tras la advertencia del ministro Delgadillo, que el pasado 31 de diciembre reveló en conferencia de prensa que detrás las protestas callejeras en Cochabamba contra el gasolinazo se encontraba el "manfredismo", el ex prefecto lamentó que el gobierno culpe a su partido y que en represalia presione a autoridades judiciales para lograr una sentencia condenatoria.

"Tomar represalias contra una organización política por el descontento popular en Cochabamba a causa del decreto del gasolinazo es negarse a aceptar que el gobierno cometió un error grosero con el alza de precios; buscan culpables en la oposición por los errores de cálculo del oficialismo", dijo Reyes Villa a la ANF desde Estado Unidos donde reside desde hace un año a causa de la judicialización de la política que no le garantiza un debido proceso ni la imparcialidad de la Fiscalía y del Poder Judicial.

"Quiero denunciar que desde ese día la diputada Cecilia Aillón, que fue la juez en el caso Epizana, se ocupa de presionar a sus ex colegas autoridades judiciales de Cochabamba exigiendo que se emita una sentencia adversa en cualquiera de los procesos en mi contra, como castigo a una acción que no ejecutó el manfredismo, sino la indignación de la gente con una medida antipopular", dijo, al recordar que este 11 de enero se cumple cuatro años del golpe político prefectural en Cochabamba que dio lugar a la cacería de opositores y el derrocamiento de prefectos, alcaldes y ahora gobernadores, como el caso de Mario Cossío. "Seguro buscan un fallo en el proceso por la compra de vehículos en 2006 o el puente Sacambaya, pero será un abuso más que sumar a la lista de violaciones que sustentan nuestro exilio del país; yo jamás licité el puente Sacambaya y los vehículos prefecturales se adquirieron con autorización expresa del Ejecutivo", manifestó.

En contacto con ANF el ex prefecto aseguró que las presiones del gobierno sobre la justicia quedaron en evidencia internacionalmente después que la ministra de Transparencia y Lucha contra la Corrupción Nardi Suxo emprendiera su segunda incursión a un país extranjero para presionar al gobierno paraguayo a negar asilo político al evadido ex gobernador Mario Cossío.

"La ministra Suxo debería estar explicando las denuncias de encubrimiento a las acciones delictivas de su supuesto esposo, formuladas por el senador de Convergencia Nacional, Róger Pinto, en lugar de emprender costosas excursiones para presionar a estados democráticos a que devuelvan a los enemigos políticos del gobierno a un país donde la justicia es una dependencia del Ejecutivo", señaló. /ANF.