Páginas vistas en total

viernes, 14 de noviembre de 2008

se deberían enterar los países de la OEA y de la ONU para que cuando evo se presente el lunes o martes y les quiera contar "el cuento del tío" ya los presidentes estén informados que la ilegalidad persiste. presos, confinados, torturados, desaparecidos, muertos y heridos, el poder judicial sojuzgado, leyes que abiertamente no se cumplen, etc. etc., por ello cuánta razón tiene centa reck, cuando se refiere a la suspensión del estado de sitio en Pando ordenada:

A Regaña Dientes

El presidente Morales ha anunciado que el próximo 25 de noviembre suspenderá el estado de sitio que rige en Pando.
El anuncio lo ha hecho obligado ante la circunstancia de que la medida de excepción amenaza dejar sin efecto la realización del referéndum constitucional, conseguido en un proceso controvertido, plagado de cuestionamientos y negociaciones, que podría terminar echando por la borda si persevera en esta violación de la ley.
Ante el apremio de tener que suspender la medida de excepción, el ministro Quintana ha acelerado el laberinto de detenciones ilegales, registrando en los últimos días 10 nuevas detenciones que, según los relatos, las personas son secuestradas mientras realizan su trabajo o actividades recreativas, muchas de las cuales están hasta el momento en calidad de desaparecidas ya que no se ha dado cuenta de su paradero.
Tal como ha ocurrido en circunstancias similares, sólo con el paso del tiempo se sabrá realmente la magnitud que han alcanzado las persecuciones y los secuestros que se han dado desde la toma del departamento de Pando el 11 de septiembre pasado.
La medida de militarización, que estuvo precedida por muertes y seguida de innumerables violaciones de derechos pretende ser justificada por el propio presidente, quien buscando una explicación y excusa a su tenaz decisión por tratar de sostenerla ha declarado: "Entiendo el pedido clamoroso del pueblo pandino de prolongar el estado de sitio, pero también el Gobierno tiene la obligación de respetar las normas vigentes y si hablamos de las leyes aprobadas en el Congreso (convocar a referendo constitucional) el estado de sitio terminará máximo hasta el 23 de este mes", anunciando a colación que su gobierno está trabajando en un "plan nacional" para "prevenir" que "grupos violentos" provoquen conflictos en Pando y en toda la región del oriente boliviano.
Desgraciadamente el río sigue sonando y nos alerta que en Bolivia puede sobrevenir un alud de encarcelamientos que en el futuro se podrían respaldar con el proyecto de constitución que está por someterse a las urnas y que cuenta con artículos muy controvertidos, entre los que podemos citar el Art. 244, que plantea que las FFAA tienen por misión fundamental... garantizar la estabilidad del gobierno, con lo que se respaldarían acciones militares de control y represión.
El Art 124, caracteriza como delito de "traición a la patria" el tomar armas contra su país, atentar contra la "unidad" nacional e incluso "violar el régimen constitucional de recursos naturales", sanciones que en ese texto constitucional merecen la pena máxima que nadie sabe cual puede ser, y que deja mucha preocupación tanto más cuando se está constitucionalizando también la justicia comunitaria y sus prácticas punitivas que no están especificadas.
El estado de sitio se dictó el 12 de septiembre por Decreto Supremo sin autorización del Congreso y desde esa fecha hasta el momento suman 41 detenciones registradas.
Considerando que el mismo presidente Morales ha expresado en anteriores oportunidades su falta de respeto a la ley, planteando "le meto nomás y que los abogados después arreglen o las acomoden", dudamos que sepa que la suspensión del estado de sitio no es suficiente para legalizar el referéndum por constitución, puesto que para que este se pueda realizar en apego a las normas, no tiene que existir tampoco ningún preso político o confinado.
La consulta viene de un proceso en el que se han provocado muertes, rupturas constitucionales, cercos, texto impuesto desde el Ejecutivo, chantajes sobre dirigentes, persecuciones, pero al final de su recorrido el presidente de la CNE, cuyas acciones han estado cuestionadas por su adherencia al Gobierno, ha decidido ponerle por lo menos algunas condiciones, razón por la que no sabemos si aceptará que se realice bajo una legalidad a medias y a regañadientes, con suspensión del estado de sitio pero con presos y confinados políticos que hasta el momento no han gozado de procesos jurídicos, habiéndose desobedecido los fallos dictados por tribunales judiciales que están dentro del marco de derecho a la debida defensa.

No hay comentarios: