Páginas vistas en total

martes, 26 de mayo de 2009

Manfred Reyes Villa, ex prefecto de la región de Cochabamba (centro) y candidato a la Presidencia de Bolivia, espera que se resuelva la dispersión de aspirantes contrarios a Evo Morales porque esa circunstancia beneficia las aspiraciones de reelección del gobernante.

En declaraciones a Efe, Reyes Villa, que hoy anunció su candidatura para las elecciones presidenciales del 6 de diciembre, confió en que en los próximos meses se produzca una confluencia de candidatos opositores a Morales.

Para ello es necesario "desprendimiento, responsabilidad y madurez política", dijo Reyes Villa, quien no descartó renunciar a su candidatura en favor de un proyecto de unidad frente a Morales, a quien los sondeos de intención de voto le dan una amplia ventaja frente a sus rivales.

En este sentido, el aspirante a la Presidencia se mostró partidario de anteponer "los intereses nacionales antes que los particulares y coyunturales".

Además de Reyes Villa, al menos otros cuatro opositores han hecho pública su candidatura, dos de ellos indígenas quechuas y los otros dos antiguos miembros del gabinete derechista del ex presidente Gonzalo Sánchez de Lozada en su primera gestión (1993-1997).

"Creo que con el tiempo, seguramente en los próximos tres meses, veremos cómo se van perfilando los candidatos", agregó el ex prefecto, quien fue revocado de ese cargo en el referendo sobre mandatos de agosto de 2008.

El ex gobernador cochabambino ya fue candidato presidencial en las elecciones de 2002, en las que ganó su segundo mandato Sánchez de Lozada, y en las que él resultó el tercer aspirante más votado después del indigenista e izquierdista Morales.

De cara a la cita de diciembre, Reyes Villa apostó a una elección con un nuevo padrón digitalizado, ya que considera que el actual es "totalmente sesgado".

"Hacer la elección con el padrón anterior sería un desastre, está sesgado totalmente. Sería una situación crítica", agregó.

En el caso de que no diera tiempo a tener el nuevo padrón biométrico, Reyes Villa señaló que es "preferible postergar (las elecciones) uno, dos o tres meses, pero que haya un padrón creíble".

La Corte Nacional Electoral (CNE) está inmersa en el proceso de elaboración de ese padrón "biométrico", pero hoy anunció que ninguna de las empresas que han mostrado interés en elaborarlo cumple con los requisitos exigidos en el documento base de contratación.

Sobre su propuesta política, que definió de "centro-izquierda", Reyes Villa señaló que su objetivo es "buscar la unidad de los bolivianos a través de un programa de Gobierno que dé soluciones a los problemas que se presentan en el país".

"Voy a buscar una candidatura de unidad, de concertación y de resultados", dijo al tiempo que señaló que "hoy Bolivia necesita respuestas más que discursos demagógicos".

Además, apuntó que, si llega al poder, lo primero que hará será revisar la actual Constitución", que fue aprobada en enero pasado en un referéndum en el que Morales apostó por el "Sí" y la oposición promovió su rechazo.

No hay comentarios: