Páginas vistas en total

sábado, 25 de abril de 2009

es mentira que respeten la vida, adoran el poder

La vida no vale nada

¿Por qué hay hombres que en el uso del Poder asesinan? ¿Cuán grande es el temor que tienen por otros? ¡Qué miedo a la verdad, que miedo a las ideas y que miedo a sus inseguridades para confrontarlas! Se asesinó a Marcelo, a Luis Espinal y se ejecutó en la calle Harrington por miedo, porque los que matan nunca tienen respuestas, sino solo mentiras.
¿Qué ha cambiado desde entonces? Ayer fuimos rebeldes porque sabíamos que para los asesinos la vida no vale nada. Hoy volvemos a encendernos como entonces. No podemos callar y menos dejar pasar lo sucedido sin desnudar la falsedad oficial que quiere hacernos creer que valoran la unidad nacional y que defienden la democracia.
Nada más lejos de su sentir. No es cierto que defiendan valores y principios. Sólo piensan en la comodidad y placer del disfrute del Poder. Y mienten cada vez que pueden. Como cuando dicen que sienten la muerte de las víctimas de octubre de 2003 y usan esas muertes para hacer política. Porque saben que fueron ellos coautores de los sucesos de ese año. Pero no tienen el valor civil de enfrentar a la justicia y utilizan el gobierno para manipular la verdad histórica y encubrir sus responsabilidades.
No respetan la pachamama porque cuando se llenan la boca de coca y las manos producen la cocaína, la vida no vale nada.
No respetan los derechos humanos ni la justicia porque cuando se asesina por miedo a perder el Poder, la vida no vale nada.
No dicen la verdad porque la sangre sin sentido los muestra como son, asesinos, para los que la vida no vale nada.
Quieren el Poder por el Poder mismo. Lo idolatran y han decidido vender su alma si fuera necesario para conservarlo. Por eso para ellos, la vida no vale nada.
Me dan pena, tan machitos para hablar de los pobres y tan cobardes para cambiar esa pobreza. Me dan lástima, tan patéticos para usar las armas del Ejército y ordenarles intimidar.
¿No saben que en Santa Cruz la alegría del paisano no cambiará a pesar del abuso del Poder y en Tarija la sonrisa de la amistad no se ha de borrar y en el Beni la fuerza y la belleza indómita seguirá presente y en Pando la valentía del pueblo seguirá firme?.
¡Ah! tienen mucho que temer. Y mucho que responder. (De Dante Pino en Hoy Bolivia)