Páginas vistas en total

domingo, 22 de enero de 2012

nunca como ahora Bolivia está asediada por bloqueo de carreteras. paro de transporte. conflictos regionales. enfrentamientos violentos. una característica que nos muestra al exterior (OPINION)


A la baja productividad de los bolivianos, estimada en Bs. 90 diarios, se suma los feriados y a ellos los bloqueos o paros en las distintas regiones del país, perjudicando y "trancando" la productividad, afirma Rodolfo Eróstegui, ejecutivo del Centro de Apoyo Al Desarrollo Laboral (Labor).
"Cuando estamos en un feriado no se trabaja, por consiguiente sí nosotros tenemos una productividad muy baja, que queremos solucionarla y eso hay que saludar por toda la cantidad de recursos que recibieron en el Ministerio de Trabajo para encaminar procesos de capacitación, etcétera, para empresas que están desarrollando  tecnología, incorporando tecnologías en su producción, pero viene un feriado, entonces se tranca la productividad", afirma Eróstegui.
En la evaluación realizada señala que Bolivia es un país de muy baja productividad y a propósito informa que en LABOR realizarán un ejercicio para determinar ¿cuál es la productividad del boliviano? Y aunque la obtención del dato estadístico matemático está en proceso se estima en que su producción es de alrededor de 90 bolivianos por día.
"Lo que produce al día, en promedio del sector urbano y rural, industrial y no industrial, son 90 bolivianos por día. Eso es lo que aporta cada uno de los bolivianos al día. Es una cifra muy preliminar, pero estamos trabajando para encontrar la verdadera productividad", dijo el representante de Labor.
En ese sentido, observó que se hizo ese ejercicio matemático, "porque permanentemente lo que nosotros (los bolivianos) tenemos son feriados. Tenemos muchos feriados y muchos paros. Sumando los feriados al año, más los paros, bloqueos, etcétera, la gente deja de trabajar y percibir recursos".
Mencionó a modo de ejemplo, los paros cívicos realizados en los departamentos de Oruro y Potosí, por problemas limítrofes, donde sus protagonistas dijeron que fueron "exitosos", pero Erostegui se pregunta: "cuánto dejó de producir Oruro, cuánto dejó de producir Potosí, cuánto dejó de percibir la población por haber ingresado a ese paro".
"Perdemos demasiado dinero los bolivianos en paros exitosos, entre comillas; se dice que el feriado impulsa el turismo interno. Sí efectivamente impulsa el desarrollo del turismo interno y eso es beneficioso para un sector. Pero, ¿cuánta gente en Bolivia tiene la suficiente capacidad de ingresos para aprovechar estos puentes y estos días de feriado?", interrogó.
El mismo respondió que las personas tratan de recuperar trabajando lo que pierde con paros y feriados, "como aquellos que se ganan el pan día a día que son, aproximadamente, el 60 por ciento de la población" y que no gozan de vacaciones, seguro social o indemnizaciones y que, incluso, dejan de comer por un feriado o "un paro exitoso".