Páginas vistas en total

miércoles, 13 de enero de 2010

pobre Evo. en cuatro años tiene un problema por pegas para los masistas 10 veces mayor al que tuvo Paz Estenssoro después de 10 años en el poder. "el árbol del poder no tiene tantas peras"

Las peleas internas por cuotas en el Movimiento Al Socialismo (MAS) apuntan a despachos en el Consejo de Ministros, directivas de la Asamblea Legislativa Plurinacional y candidaturas para los comicios de abril.

Los problemas del oficialismo ya no son con la oposición, sino con sus aliados y movimientos sociales. Cinco agrupaciones hicieron público su deseo por tener despachos en el gabinete del presidente Evo Morales.

Las organizaciones sociales que forman parte del partido en función de gobierno presionan para tener postulaciones en las elecciones municipales y departamentales del 4 de abril y reniegan de los candidatos “invitados”.

Cuatro regiones se disputan la Presidencia de la Cámara de Senadores de la Asamblea Legislativa. Isaac Ávalos se suma al grupo de precandidatos, mientras que la asambleísta elegida por el Ejecutivo, Ana María Romero, se aleja cada vez más.

La Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (CSUTCB), la Confederación de Mujeres Campesinas de Bolivia (CNMCB), la Confederación de Pueblos Indígenas del Oriente Boliviano (CIDOB), la Central Obrera Regional (COR) de El Alto y la Federación de Juntas Vecinales (Fejuve) de esa urbe reclaman por espacios en el nuevo Consejo de Ministros del presidente Morales.

El domingo, la CNMCB propuso a sus líderes Leonilda Zurita, Isabel Ortega y Silvia Lazarte para incorporarse al gabinete. La CSUTCB hizo lo propio y reclamó 2 ministerios, 5 viceministerios y la Dirección Nacional del Instituto Nacional de Reforma Agraria (INRA).

El secretario ejecutivo de esa organización, Isaac Ávalos, reveló ayer que hay molestia en los campesinos porque no fueron tomados en cuenta.

“No somos ‘buscapegas’, queremos hacer saber que tenemos gente capaz que puede ocuparse de los asuntos del país”. La CSUTCB envió una carta a Morales con seis nombres de dirigentes para ocupar carteras de Estado.

El secretario ejecutivo de la Fejuve alteña, Rubén Mendoza, reclamó que cinco de los ministerios deberán ser para El Alto “por los aportes hechos al proceso de cambio”.

La COR de El Alto solicitó tres ministerios para su urbe, sin embargo no propuso ningún nombre.

El presidente de la CIDOB, Adolfo Chávez, pidió que el próximo gabinete no esté compuesto “sólo por aymaras y quechuas”, sino que los indígenas de tierras bajas también sean incorporados.

El vocero presidencial, Iván Canelas, aclaró que las solicitudes al Mandatario son “sólo sugerencias”.

Ávalos, al igual que el chuquisaqueño René Martínez, reconoció que es uno de los precandidatos para ocupar la Presidencia del Senado. Incluso hay un bloque de asambleístas que apoya la designación de la tarijeña Rhina Aguirre.

Los parlamentarios del interior reclaman equilibrio regional, dado que la Presidencia de Diputados irá para el paceño Héctor Arce, quien pidió parar las “especulaciones” y anunció que las presidencias y directivas serán definidas el 18 de enero. Varios congresistas del interior pretenden las directivas “clave”, como los comités de Constitución y Ministerio Público.

El malestar en las filas oficialistas también está presente en designación de candidatos para las elecciones de abril. El secretario ejecutivo de la Central Obrera Departamental (COD) de Beni, Juan Acosta, dijo ayer que su sector no se siente representado por la postulación de Jessica Jordan para gobernadora de la región. Afirmó que la modelo fue la que menos apoyo tuvo de los movimientos sociales y que el presidente Morales tomó la decisión solo.

El oficialismo trata de compensar a los sectores sociales desplazados de la Asamblea con postulaciones para los comicios de abril, aunque tiene compromisos con varios sectores.

El Ejecutivo tomará las solicitudes de ministerios como “sólo sugerencias”. (Crónica de LP de L.P.)