Páginas vistas en total

jueves, 16 de julio de 2009

lo que está haciendo Morales es criminal.

dividir la República y aleccionar contra la Iglesia. Se trata de una:

Venganza Política (Jorge Miranda de Hoy Bolivia)

El pueblo chuquisaqueño y el país en su conjunto, ha podido ver cómo desde el gobierno se ejerce la venganza política. El presidente Evo Morales, que dividió los festejos del primer grito libertario de América en Chuquisaca por estar enfrentado con las principales autoridades departamentales, en las últimas 48 horas ha sido el principal actor en las celebraciones del bicentenario de la revolución paceña.

Y por qué nos preocupamos por este tema que tal vez debería ser intrascendente en otras circunstancias? Simplemente porque el primer grito libertario de América fue lanzado el 25 de mayo en Sucre. Fue el primero de América, no el segundo ni el tercero. Debía ser en esa ciudad, en el departamento de Chuquisaca donde tenían que haberse realizado todos los actos con la presencia de mandatarios e invitados especiales del extranjero y con todas las autoridades nacionales para darle el realce que América esperaba a un hecho histórico que dio pauta para iniciar las luchas emancipadoras.

Sin embargo, el resentimiento de un presidente contra un pueblo que lo enfrentó por la defensa de sus derechos y contra las ilegalidades que se estaban cometiendo en la Asamblea Constituyente, hizo que el gobierno organizara su propio acto, su propia celebración del bicentenario y, además, en ella Evo Morales fuera nombrado libertador por sus acólitos de la Csutcb con chaqueta de mariscal incluida.

Para La Paz, el departamento que más votos le ha dado en las elecciones, Morales llamó a sus amigos bolivianos a la cabeza de Hugo Chávez para que participen en estos actos celebrados a lo grande con obras que llegan a los 2.000 millones de bolivianos, inauguraciones y diversos eventos especialmente preparados con el apoyo del gobierno. Las autoridades de la media luna ni siquiera fueron invitadas a excepción de la prefecta Savina Cuellar quien se negó a asistir.

En su discurso por los 200 años del grito libertario en La Paz este jueves, Morales ni siquiera se acordó de Chuquisaca, no mencionó ese acontecimiento que sin duda es el más importante de la historia de América ya que fueron los chuquisaqueños los primeros que se levantaron contra el yugo español. Este discurso por el bicentenario estuvo cargado de frases en contra Estados Unidos, contra los separatistas, contra los terroristas, oligarcas y neoliberales. El presidente sembraba división con su discurso y, sin embargo, al mismo tiempo hablaba de unidad de los pueblos y de los movimientos sociales, de igualdad y de paz y justicia social.

El bicentenario del grito libertario lamentablemente ha sido la más grande muestra de que Bolivia es un país dividido por su principal autoridad. Es un país que en vez de sanar sus heridas, en cada aparición pública del presidente estas son reabiertas y causan mucho más dolor que al principio.

Bolivia, más dividida que nunca, ese podría ser el resumen de lo que se ha podido ver en los actos cívicos realizados por La Paz, un pueblo que no merecía ser manipulado políticamente por un gobierno cuyo accionar tiene la mira puesta en las próximas elecciones. Salud, al pueblo paceño en el día del bicentenario de sus gestas libertarias.

No hay comentarios: