Páginas vistas en total

lunes, 14 de diciembre de 2015

honor para Bolivia sentirse bien representado por Constantino Klaric en reuniones internacionales de la aviación comercial. CK es como un centinela que acompaña la actividad del gremio, uno de los más avanzados de la humanidad. aquí dos eventos importantes.

La 15 reunión de la Asociación Latinoamericana de Transporte Aéreo (ALTA) se realizó en San Juan de Puerto Rico, en noviembre pasado. Reunió todos los presidentes ejecutivos de las líneas aéreas de América Latina y, por la importancia del evento, se puede decir que asistió la gran mayoría de ejecutivos de líneas aéreas del mundo. Este encuentro se realiza una vez al año para tratar los problemas de la actividad aeronáutica mundial. 




La mayoría de las reuniones son muy reservadas por los temas que se tratan. Anteriormente, se trataba casi siempre de la subida del combustible y esta vez nos enteramos, como invitados de prensa del Diario OPINIÓN (solo asistieron tres medios de comunicación invitados), que el problema de las empresas aéreas es la baja de ocupación de sus aeronaves y el terrorismo. 

Lamentablemente, y por respeto a lo que nos pidieron, debo comentar lo mínimo posible.

A esta reunión también asistieron los fabricantes de aeronaves como Boeing que es la primera y más grande fábrica del mundo. Estuvieron ejecutivos de Air Bus de Francia, de Bombardier de Canadá y Embraer, que es la única fábrica de aeronaves en Latino América instalada en Brasil. Asistieron delegados de Mitsubishi de Japón, que en 2017 sacará su nueva aeronave MRJ. Igualmente, participaron los fabricantes de turbinas GE, Pratt en Wriet Roll Roys y los fabricantes de repuestos y lubricantes, quienes se esforzaron en mostrar la bondad de sus productos.

 Esta reunión se realizó en el magnífico hotel Sheraton de San Juan, que nos ofreció todas sus comodidades y atenciones especiales, particularmente a mi persona. De esta reunión debemos destacar que las dos estrellas en ALTA San Juan fueron los bolivianos German Efronovich, dueño de Avianca y de la cadena de hoteles Movich y el presidente de Amaszonas Bolivia, Sergio de Urioste. 

El primero es un gran comprador de aeronaves nuevas, personalidad destacada en aeronáutica por haber dado una verdadera cátedra sobre cómo se maneja una empresa aérea sacando a Avianca de la bancarrota y ponerla entre las cinco empresas que tienen utilidades en el mundo. Según el representante de Bombardier , el ejecutivo de Avianca en muy pocos años hizo crecer la empresa y demostró las bondades de las aeronaves Bombardier con nuevas rutas en Paraguay, Uruguay, próximamente en Chile y en un futuro próximo en Norte América.